Seguros de carga: la mejor manera de estar tranquilo en cada envío

0
103
seguros de carga

Para toda compañía que trabaje enviando productos, es esencial que esta no se vea dañada en el traslado o, si lamentablemente ocurre, estar asegurado para no tener pérdidas importantes que repercutan muy negativamente en la integridad económica de la empresa. Si bien es cierto que hay que abonar una suma extra, asegurar la mercancía dará mucha tranquilidad y no tendrás que agarrarte la cabeza por demás si sucede algún accidente.

Aquí te contaremos por qué tendrías que adquirir un seguro para tus próximos envíos.

La importancia de adquirir un seguro de carga

porque adquirir seguro de carga

1. ¿Qué son estos tipos de seguros?

Los seguros de transporte son aquellas pólizas que cubren el traslado de mercancías desde que sale del lugar de origen hasta que llega a destino. No solo abarca la vía terrestre que generalmente se efectúa con camiones, sino que también cubre tanto por mar como por aire.  Los tipos de seguros son 2:

Embarque específico: Aquí cubrirá únicamente solo un traslado de productos por el tiempo que este dure. Recomendable para aquellas compañías que no efectúen demasiados envíos al año o que lo hagan de manera excepcional.

Declaración de embarques: La declaración de embarques es ideal para las empresas que manden mercancías muy seguido, ya que le evitará al cliente adquirir seguros de transporte individualmente. Dura 1 año y a fin de mes se declaran los embarques.

2. ¿Por qué contratarlo?

Al contar con una de estas pólizas, la mercancía estará perfectamente cubierta durante todo el traslado, evitando la preocupación constante que puede surgir hasta que el envío no llega a destino. Entre algunas de las tantísimas cosas que cubre, destacamos: pérdida/daños de materiales, hundimiento, explosión, incendio, volcadura, colisión, y un largo etcétera. Sin dudas son una herramienta esencial para aquellas compañías que no quieran correr riesgos a la hora de enviar/recibir productos de suma importancia.

3. Los documentos para adquirir el seguro

Uno de los documentos más importantes es la póliza, ya que en ella se registra ante qué riesgos cubre el seguro. Tras haber pagado el monto determinado, la empresa aseguradora quedará legalmente obligada a indemnizar al cliente siempre y cuando la mercancía se pierda/dañe. Cada póliza variará según el acuerdo conseguido entre las partes, dependiendo completamente del tipo de transporte y mercadería. Los niveles de cobertura también pueden variar, ya que hay gente que asegura por pérdidas pero no ante daños, entre otras cosas.

Cuando la compañía prestadora del servicio y el cliente hayan llegado a un acuerdo, se entregará el certificado que acredite la existencia de la póliza. Este debe ser firmado por ambas partes no sin antes haber corroborado los datos referidos a los bienes asegurados, transporte, etc.

Ventajas de contar con un seguro de carga

seguro de carga ventajas

Habiendo mencionado la importancia del seguro, ahora toca hablar sobre las ventajas que tiene hacerlo. Hay varias, pero a continuación te contaremos las 2 más importantes:

1. Protección total

Correr el riesgo de no estar asegurado puede salir bien quizá los primeros envíos, en los que todo llega a destino como debe ser y te ahorraste una pequeña suma al no haber contratado la póliza. Pero cuando menos te lo esperes, bastará 1 accidente para echar por la borda el ahorro anterior y encima tener que incurrir en gastos extra para reponer la mercancía perdida. Por esto, los seguros de carga son inversiones que pueden generar altos rendimientos.

La importación/exportación implica una inversión más que interesante de tiempo, dinero y trámites bastante molestos. Al pensar en el valor de los productos a transportar, te darás cuenta de que no solo ello es un costo, sino que también el flete + impuestos deben ser agregados al valor total de la mercancía. Así, entenderás que sufrir un accidente sin estar asegurado expondrá a la empresa a altísimos riesgos financieros que nadie quiere experimentar. Protegerás el valor de la mercancía, y los costos relacionados a fletes e impuestos.

2. Asesoría y acompañamiento

Como el proceso que conlleva un reclamo tiende a ser realmente muy extenso, molesto y lleno de cláusulas que imposibilitan su correcta comprensión, es importante contratar una aseguradora que brinde soporte y acompañamiento a lo largo de todo el procedimiento. Las dificultades surgen porque hay muchos intermediarios en la logística y pasa mucho tiempo hasta que se identifica al culpable del siniestro.

Al tener un aliado que te ayude a gestionarlo todo, podrás enfocarte mejor en que tu negocio siga creciendo.