Empresas y Covid-19 | Qué nos deja el 2020 y cómo afrontar el 2021

«Confinamiento»: la palabra del año 2020, según la Fundeu. Una nueva realidad que nos deja la pandemia de la Covid-19, que además ha venido acompañada de políticas como distanciamiento social y cierres fronterizos. Todo ello, ha causado estragos en muchos sectores de la economía. No obstante, existen quienes se han beneficiado de esta catástrofe que ha aportado también muchas lecciones aprendidas y avances en materia tecnológica.

El 2020 se queda atrás, pero el coronavirus continúa haciendo mella en la vida social, política y económica del mundo. Por ello, el 2021 y la nueva normalidad, ponen sobre la mesa unos cuantos retos a los que las empresas deberán hacer frente para mantenerse a flote.

Panorama económico mundial

Persona sostiene cubos que indican la caída de la economía en 2020

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), en su informe de Perspectivas Económicas publicado el pasado diciembre, señaló que el 2020 cerraría con un crecimiento negativo del 4,2%. Mientras tanto, proyecta que el PIB mundial aumentará 4,2% en 2021, una predicción a la que también se adhiere el Banco Mundial.

Lo anterior supone un contraste, así como una mejora considerable de la economía global. Teniendo en cuenta que en el informe de junio 2020 de la OCDE, la organización vaticinaba una recesión mundial de al menos -6% y de hasta -7,6% en el peor de los escenarios.

Sin embargo, la organización explicó que «incluso en un escenario optimista, la pandemia habrá dañado el tejido socioeconómico de los países de todo el mundo». Así, serán los más vulnerables los que se lleven la peor parte dado que «las empresas más pequeñas tienen más probabilidades de quebrar. Muchos trabajadores con salarios bajos han perdido sus trabajos […] con escasas perspectivas de encontrar nuevos trabajos pronto». Asimismo, los niños y jóvenes de entornos menos favorables y los trabajadores adultos menos calificados, en particular, han tenido dificultades para aprender y trabajar desde casa, con daños potencialmente duraderos».

Una de las principales preocupaciones de esta entidad es la «prolongación de la debilidad de la economía». Por lo que recomienda a los gobiernos aunar esfuerzos para apoyar a los menores y jóvenes. Así como a las personas y empresas vulnerables para reducir las secuelas que pudiera dejar la crisis ocasionada por la Covid-19.

Los ganadores y perdedores de 2020

mujer observa gráfico que muestra el balance de las industrias ganadoras y perdedoras de 2020

Los hábitos de las personas han cambiado como consecuencia de la crisis sanitaria de la Covid-19 y de las medidas impuestas para sortearla. Por ende, las tendencias del mercado han hecho lo mismo. La pandemia, a la vez que ha repercutido en diferentes niveles en los distintos países del mundo, así lo ha hecho con los sectores económicos. Medidas como el confinamiento han favorecido el repunte de algunas industrias mientras que han perjudicado a otras que dependen de esa interacción in situ, que el 2020 nos ha arrebatado y nos hace añorar.

Industrias ganadoras

Así, entre las principales «industrias ganadoras» del pasado año se encuentran las gigantes tecnológicas de internet, como Amazon o Zoom; los servicios de streaming son otros de los grandes ganadores. Entre los beneficiados también se encuentra Bitcoin, que recientemente ha alcanzado máximos históricos; las empresas fabricantes de videojuegos están en auge, habiéndose revalorizado en un 40 % durante ese año; las acciones de las empresas relacionadas con el cannabis se han disparado; mientras que las del sector salud, a su vez, se han visto beneficiadas.

Industrias perdedoras

Flechas se estrellan contra el suelo mostrando las perdidas económicas a causa de la pandemia

Por su parte, entre las «industrias perdedoras» están todas las pertenecientes al sector de viajes y turismo, como cadenas hoteleras, cruceros y aerolíneas. Estas últimas, se han enfrentado al año más devastador de su historia. Por ejemplo, para las aerolíneas estadounidenses, el 2020 ha supuesto pérdidas de unos 35 000 millones de dólares, según la multinacional de datos financieros FactSet.

La industria de los centros comerciales es otro de los negocios afectados por el confinamiento. Estos, que ya se encontraban en declive, se han visto aún más perjudicados a raíz del vuelco digital. También, se ha resentido la industria automotriz debido al parón en la producción durante los picos de la pandemia y la disminución de las ventas. Aunque ya empiezan a recuperarse de esa situación.

Además, el confinamiento trajo consigo la consolidación de una nueva forma de consumir el entretenimiento al aumentar el uso de servicios de streaming (como Netflix o Prime Video). Ello, ocasionó que durante este año los cines estadounidenses recaudaran la taquilla más baja desde hace cuarenta años, según un informe de la cadena AMC.

¿Qué retos plantea el 2021?

La virtualidad, uno de los principales retos del 2021 para las empresas

Lo primero que se debe tener en cuenta es que la normalización de la economía dependerá del manejo de la crisis sanitaria y de la regulación de esta realidad. En ese sentido, el cofundador de Microsoft, Bill Gates, quien se ha forjado una reputación en el mundo de las predicciones, vaticinó, en una entrevista con la cadena NBC, que el regreso a la vida normal se verá aproximadamente durante la próxima primavera. Pese a ello, también ha señalado que los primeros meses de 2021 serán difíciles, pero, a partir de allí, se empezará a notar el efecto de la vacuna.

No obstante, las empresas no pueden esperar a que todo se normalice y por ello han tenido que «reinventarse» para seguir facturando. La «reinvención», es uno de los términos que ha caracterizado al 2020, como consecuencia del impacto de la Covid-19 en las empresas. Al reducirse los espacios in situ, las compañías, en un intento por sobrevivir, tuvieron que reinventarse poniendo el acelerador en la ya iniciada transformación digital.

telefonia IP empresas teletrabajo

Aspectos clave para asumir el 2021

Las empresas que quieran hacer frente a esta adversidad deberán estar a la altura de los tiempos –y de la tecnología- dado que muchos de los desafíos se verán en este aspecto. De esta forma, los expertos recomiendan a las organizaciones estar al día en Inteligencia Artificial. Esto, a su vez, supondrá un desafío en materia de ciberseguridad, dado que deben estar preparados para no exponerse a ataques en este frente. Especialmente si se ofrecen plataformas de comercio electrónico a los clientes.

La gestión de los equipos de trabajo es otro de los grandes desafíos del nuevo año: el liderazgo en remoto, el desarrollo de la cultura empresarial a través de la virtualidad, la formación en línea o el teletrabajo, otro de los aspectos en los que ha hecho hincapié el empresario Bill Gates, serán clave.

Palabras finales

No hemos podido validar tu suscripción. ¡Inténtalo de nuevo!
¡Muy bien! Te has suscrito con éxito.

¡Únete a nuestra newsletter!

Sé de los primeros en recibir nuestras novedades y contenido exclusivo solo para suscriptores. Sácale ventaja al resto.

Vacuna covid 19

La Economista Jefe de la OCDE, Laurence Boone dijo que «con la perspectiva de aplicación de las vacunas, así como de una mejor gestión del virus, el panorama para la economía mundial parece más brillante. Pero la situación es aún precaria, sobre todo para las personas poco cualificadas y para las pequeñas empresas que se encuentran en dificultades».

La incertidumbre es uno de los principales enemigos de los sectores afectados. Por ello, la OCDE insta a los formuladores de políticas públicas a emprender acciones para fortalecer los servicios de salud pública; para apoyar y brindar oportunidades a la población vulnerable (jóvenes y personas con escasas cualificaciones); así como a las empresas, especialmente a las medianas y pequeñas, que son las principales impulsoras de la creación de empleos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here