Estudio de factibilidad | Evalúa tu proyecto antes de lanzarte

Un estudio de factibilidad tiene la tarea de analizar varios factores relacionados con el mercado para determinar si un producto o servicio es exitoso. ¿Por qué es importante hacer un estudio de factibilidad antes de lanzar un producto? Este ejercicio te ayudará a averiguar si tu idea tiene éxito y satisface las necesidades del tipo de cliente al que se dirige tu propuesta, o si necesitas hacer algunos ajustes.

Quizás aún no tienes nada claro de lo que hablamos y cómo llevarlo a cabo; y es por ello que este artículo te regala un acercamiento a la investigación propuesta. De este modo, podrás ser más preciso y objetivo en el momento de tomar las acciones para desarrollar un proyecto o actividad. Conocerás qué son los estudios de factibilidad y qué beneficios aportan en la toma de decisiones. ¡No te pierdas esta lectura!

Qué es la factibilidad de un proyecto

Qué es un estudio de factibilidad

Los estudios de factibilidad son guías para la toma de decisiones en la evaluación de proyectos y corresponden al final de la fase preoperativa o la fase de formación del ciclo de diseño. Se desarrolla en base a la información presentada con la menor incertidumbre posible para medir la probabilidad de éxito o fracaso de un proyecto de inversión y decidir si continuar o no.

Tal vez has escuchado hablar sobre este concepto como la viabilidad de un proyecto. No importa, a continuación veremos qué término es correcto emplear y cuál es la diferencia entre ambos.

¿Qué es la factibilidad y la viabilidad de un proyecto?

La diferencia entre lo factible (lo que se puede hacer) y lo viable (lo que posiblemente se puede hacer) es pequeña pero significativa. Por lo general, los dos términos se usan indistintamente, pero si profundizamos un poco más, podemos sentir la diferencia entre los dos.

De este modo, la factibilidad está ligada a las características objetivas del proyecto indicando que, efectivamente, es factible. Mientras tanto, la viabilidad es caso por caso e implica la posibilidad de una finalización satisfactoria. En otras palabras, lo factible es lo que ciertamente se puede hacer; y lo viable es lo que parece posible de realizar.

En consecuencia, un proyecto puesto en marcha primero debe ser factible, luego debe ser rentable, económicamente viable y atractivo, para que la inversión sea exitosa y rentable.

Tipos de factibilidad

Una vez que comprendas el concepto de factibilidad de un proyecto, debes tener en cuenta que existen distintos tipos de factibilidad, estos son:

Factibilidad Económica

El enfoque principal está en el aspecto económico. Por lo tanto, apoya la inversión inicial, variables en los costos, retornos e ingresos esperados y formas de financiamiento. Cada proyecto cuesta dinero y es aconsejable saber cuándo invertir el dinero y qué beneficios obtendrás. Además, a través de un estudio se puede predecir la cantidad de capital necesario para completar el proyecto.

Relacionados: 

Factibilidad comercial

Este estudio analiza la viabilidad comercial de un producto o servicio. Por encima de todo, debes preocuparte por satisfacer las necesidades de los clientes, que son el núcleo de todo negocio. Un estudio de viabilidad empresarial examina si existe una posibilidad significativa de saber que hay una gran cantidad de clientes elegibles.

Los clientes anteriores deben decidir si comprar o utilizar los productos y servicios que la empresa o programa traerá al mercado. Asimismo, un estudio de este tipo analiza la logística, la distribución y las tiendas, para ver si satisfacen las necesidades del mercado.

Factibilidad técnica

Aquí la tecnología cobra especial importancia. Descubre qué recursos técnicos necesita una empresa para completar un proyecto. Se trata sobre todo de un problema relacionado con las tecnologías de la información y la comunicación (TIC). Implica evaluar los requisitos técnicos de un proyecto o producto para encontrar los recursos técnicos necesarios. Se centra en el hardware y el software que se pueden utilizar en el proyecto.

Quizás te interese: 

Factibilidad operativa

Este estudio de factibilidad es similar al anterior, pero tiene en cuenta el proceso de fabricación. Por tanto, le interesa conocer las diferentes etapas de creación de productos o servicios y sus costos. Determina hasta qué punto la implementación del proyecto encaja en la estructura organizativa de tu empresa.

La planificación de la viabilidad antes de comenzar un proyecto significa hacer las siguientes preguntas: ¿Cuánto tiempo se tarda en completar el proyecto? ¿Existe alguna obligación legal asociada con el programa? ¿Es posible cumplir con el plazo? Esta es una evaluación de cuánto tiempo lleva entregar un producto y si será necesario más adelante.

Factibilidad política y legal

Como su nombre lo indica, es un estudio de factibilidad que investiga las leyes, normas o reglamentos que afecten a un negocio o empresa comercial. Por lo tanto, en este caso es importante que el marco legal sea necesario para lograrlo. Se evaluará si el proyecto cumple con los requisitos legales aplicables para su implementación. 

Por ejemplo, si un nuevo edificio cumple con los requisitos legales, la ubicación puede haber sido elegida de forma correcta y las autoridades pueden haber aprobado su construcción. También cubre los aspectos éticos del proyecto. Por ejemplo, las nuevas fábricas arrojan desechos de una manera no amigable con el medio ambiente y esto debe evitarse.

Factibilidad de tiempo

Por último, la viabilidad temporal te permite saber si el tiempo de implementación planificado del proyecto coincide con el tiempo real requerido para continuar. Una de las principales preocupaciones que surgen en los grandes proyectos y programas es que cuentan con el presupuesto para cubrir todos los costos asociados al proyecto.

Puede que te interese: 

Qué es un estudio de factibilidad de un proyecto

Una vez claros de qué es la factibilidad de un proyecto, es momento de analizar en qué consiste un estudio de este tipo y de qué forma puede incidir en los resultados de tu idea. ¡Veamos!

Objetivos de un estudio de factibilidad

El estudio de factibilidad te conduce al conocimiento de las acciones futuras

Los estudios de factibilidad son una de las herramientas más confiables para proporcionar cotizaciones de alto nivel para cualquier startup al proporcionar suficiente información para obtener una comprensión sólida de la viabilidad de cualquier proyecto. Entonces, si tu negocio ya está en funcionamiento, conoce a qué conduce un estudio de factibilidad.

  • Definir el proyecto de forma clara y completa mediante el estudio de mercado, el dimensionamiento, la ubicación de las oficinas y las opciones tecnológicas.
  • Diseñar un modelo de gobernanza adecuado para cada fase del proyecto.
  • Estimar la inversión necesaria y su historial / calcular los costos e ingresos operativos equivalentes.
  • Identificar la fuente y especificación del compromiso de participación en el proyecto. 
  • Definir las cláusulas y especificaciones contractuales para la adquisición de equipos mayores y adicionales y obras de ingeniería civil. 
  • Presentar el proyecto a sus respectivas agencias de planificación y gestión ambiental según sea necesario.
  • Definir si contribuirá con la conservación, protección y/o restauración de los recursos naturales y el ambiente.
  • Aplicar criterios financieros, económicos, sociales y ambientales. Permite recoger las justificaciones de las decisiones de implementación de un proyecto.
  • Aprovechar las oportunidades de financiamiento, asesoría y mercado.
  • Tomar en cuenta las amenazas del contexto o entorno y evitarlas.
  • Iniciar un negocio con el máximo de seguridad y el mínimo de riesgos posibles.
  • Obtener el máximo de beneficios o ganancias.

Recomendados:

Importancia de un estudio de factibilidad

Los estudios de viabilidad de mercado determinan la cantidad de espacio que ocupa un producto o servicio en el mercado y son análisis que comprenden a los clientes actuales y potenciales, fabricantes, proveedores y competidores. Es la investigación más utilizada para determinar la viabilidad de cualquier actividad, marca o producto

Pero, ¿qué beneficios se pueden obtener de un análisis de factibilidad de un proyecto? Hoy veremos cada uno de ellos.

1. Determinar los beneficios y riesgos

Dado que el fin de un estudio de viabilidad de mercado es mostrar la viabilidad de un negocio a través del análisis de datos, tiene la principal ventaja de estudiar y determinar de forma simultánea los beneficios, riesgos, utilidades y costos subyacentes a su asociación. 

Así pues, el resultado del ejercicio brinda la posibilidad de decidir si el proyecto genera suficiente retorno de la inversión o si es mejor suspender la misión. Incluso, un buen estudio de viabilidad de mercado puede evaluar de manera sencilla el desarrollo de la iniciativa y descubrir desviaciones una vez que la acción está en marcha.

2. Conocer el mercado

Los estudios de factibilidad de mercado, por otro lado, nos ayudan a comprender las áreas en las que hacemos negocios, los factores competitivos que debemos enfrentar y las tendencias actuales y anticipadas que pueden marcar la diferencia. 

De esta manera, no sólo identificamos a los competidores directos e indirectos, sino que también captamos todos los fenómenos o situaciones que pueden beneficiarnos, cambiarnos o incluso perjudicarnos. Por tanto, este conocimiento se puede transformar en cualquier tipo de estrategia.

3. Establecer las estrategias de introducción

Un estudio de factibilidad ayuda a establecer una estrategia ideal para introducir un nuevo producto, servicio o negocio, y determinar dónde y cuándo hacerlo. Esto es muy importante ya que nos enfocamos en encontrar el mejor momento; no solo teniendo en cuenta la estacionalidad del cambio, sino también analizando los siguientes dos factores:

  • Externos: Conoce y cubre las condiciones de la competencia, las necesidades o deseos por etapas de los consumidores, la oferta de suministros y las oportunidades de financiamiento.
  • Internos: Estudia la capacidad, el estado de los empleados, la cadena de suministro, el flujo de caja, etc. Más allá del escenario ideal, tendrá que considerar algunas variables si esto no es factible.

4. Analizar el trabajo requerido

Como parte del punto anterior, un estudio de factibilidad también puede analizar el tipo de trabajo requerido para lanzar un producto o servicio y su posterior desarrollo. Esto se debe a que las personas involucradas deben tener alguna experiencia. 

Por ejemplo, tienes un equipo de ventas general y no tiene conocimiento de ningún producto nuevo. Por tanto, es necesario determinar si es necesario contratar nuevos empleados que cumplan con este perfil o si la formación en este ámbito es suficiente.

5. Administrar las redes y cadenas de suministro

La evaluación de factibilidad permite analizar y administrar mejor la red bidimensional y la cadena de suministro desde dos fases: 

  • Interna: Esfuerzo, planificación y gestión de la carga de trabajo en diversas áreas relacionadas para iniciar y alcanzar el nivel de producción necesario para el éxito. 
  • Externa: Analizar y gestionar proveedores, logística y otro tipo de necesidades comerciales u operativas.

De esta manera, podrás gestionar de forma más eficaz las diversas tensiones asociadas con el proyecto y crearás un equilibrio saludable.

Relacionados:

Estructura de un estudio de factibilidad

Objetivos y recursos son parte de la estructura de un estudio de factibilidad

Un estudio de viabilidad de proyecto exitoso debe incluir al menos seis partes:

  • Objetivos del proyecto: puede identificar los límites y evitar desviaciones de los resultados esperados. 
  • Análisis de escenarios: se utiliza para identificar las fortalezas y debilidades del enfoque actual. 
  • Definición de necesidades: esta fase depende del enfoque del proyecto y se ve facilitada por la participación conjunta de los miembros del proyecto en diferentes niveles. 
  • Decisiones de enfoque: esto representa una solución propuesta o un curso de acción óptimo que conducirá a la satisfacción de sus necesidades. 
  • Evaluación de viabilidad del proyecto: comprueba la rentabilidad del método elegido.
  • Revisión del estudio de factibilidad del proyecto: todos los elementos anteriores se resumen en un estudio de factibilidad que se somete a una revisión formal que involucra a todas las partes interesadas.

Componentes de un estudio de factibilidad

Componentes de un estudio de factibilidad

El contenido de un estudio de factibilidad de un proyecto, por lo general, incluye los siguientes elementos: 

  • Presentación del proyecto: Muestra el contenido más importante de la implementación del proyecto. 
  • Investigación de mercado: Esta sección analiza la demanda de un producto o servicio en el proyecto en consideración, así como examina la demanda de procesamiento de materias primas, características del producto y precios.
  • Cantidad de recursos: La cantidad de bienes o servicios producidos por hora está determinada por esta cantidad de tecnología, mercado y ubicación.
  • Tamaño del proyecto: La cantidad de bienes o servicios producidos por unidad de tiempo está determinada por sus cantidades técnicas, mercados y ubicaciones.
  • Localización del proyecto: Se debe considerar tanto la macro como la micro ubicación, así como los aspectos que afectan el proyecto como electricidad, agua, acceso, teléfono, empleo y mercados.

Etapas del estudio de factibilidad

Etapas de un estudio de factibilidad para idear un proyecto exitoso

Es preciso aclarar que los recursos de los estudios de factibilidad están definidos con anterioridad. Sin embargo, el éxito de un proyecto va a depender de que los pasos del mismo se realicen de manera correcta. Por ello, hoy conoceremos las fases del estudio de factibilidad.

1. Resumen del proyecto

El resumen es uno de los pasos más importantes en un proyecto, ya que tiene como finalidad ofrecer una visión general, completa y rápida. Este resumen aporta al estudio de viabilidad y factibilidad la descripción de cada componente para indicar al final los resultados esperados.

2. Antecedentes

Con este planteamiento se busca definir cómo es el proyecto, sus inicios y qué lo puede llevar al éxito. Además, te va a permitir formar una idea de los potenciales beneficios de los proyectos y su situación futura.

3. Estudio del mercado

El mercado es uno de los principales aspectos a tener en cuenta en un estudio de factibilidad debido a que se encuentra en constante cambio. Es muy común que cada vez más se deba replantear la viabilidad de un proyecto. Puedes hacerte las siguientes preguntas para tu análisis: 

  • ¿Cuál es la necesidad que satisface el servicio o producto de mi empresa?
  • ¿Qué producto queremos vender?
  • ¿Cuáles productos tenemos la capacidad de producir? 

Este estudio te ayudará a definir de manera clara la demanda de tus productos, cuáles son los productos que ofreces y cuáles son potenciales, así como saber a quién puedes venderlo.

Puedes leer: 

4. Aspectos técnicos y productivos

En este punto el objetivo es conocer cuáles, cómo y qué valor tienen los recursos para llevar a cabo el proyecto. Con esto puedes realizarte las siguientes preguntas para tener clara las especificaciones: 

  • ¿Cómo se desarrollan los servicios?
  • ¿Se necesitan recursos tecnológicos?
  • ¿Existe un diagrama o flujo del proceso de producción?
  • ¿Cómo se van a desarrollar los servicios?

5. Estrategia de mercadeo

Tomando en cuenta los puntos anteriores, debemos tener claro cuál será nuestro camino a seguir. Hacer estrategias para un estudio de factibilidad te garantizará el alcance oportuno de las metas propuestas. Con un programa de producción y mercadeo podrás delimitar las metas, los recursos, los responsables y las actividades.

 6. Aspectos administrativos

Debes evaluar las áreas de proceso administrativo y la descripción por capacidad. La gestión consiste en planear la instalación y ejecución de un proyecto para organizar el trabajo y poder integrar al personal disponible en las funciones por hacer.

Te puede ayudar:

7. Inversiones, plan de financiamiento y resultado de la operación

Describe las inversiones que se necesitan para la puesta en marcha del proyecto y el pronóstico sobre los costos de producción. También, es importante crear un plan que se adapte a las necesidades del proyecto y generar una explicación completa de aportes, préstamos y condiciones de pago para la adquisición de materias primas.

8. Proyecciones financieras

De manera muy general, las proyecciones financieras te ayudan a hacer un cálculo de la economía futura del proyecto. Es uno de los puntos claves de un estudio de factibilidad ya que de allí sabremos cuáles serán las utilidades o ganancias esperadas.

9. Bases para evaluar los datos

Cada proyecto tiene fines e impactos específicos, esto implica que las condiciones organizacionales pueden variar dependiendo de la importancia y potencialidad de un proyecto. Para llegar a este paso debes haber evaluado de manera correcta los puntos anteriores. Sin duda, este elemento del estudio de factibilidad permite un acercamiento preliminar sobre el proyecto.

10. Conclusiones y recomendaciones

Una vez evalúes el proyecto puedes llegar a las siguientes conclusiones:

  • Es conveniente llevar a cabo el proyecto.
  • No es conveniente, es necesario replantear la idea.
  • Tómate el tiempo de investigar más.

Cómo hacer un estudio de factibilidad para un proyecto

Un estudio de factibilidad es una herramienta que nos permite comprender la viabilidad de un modelo de negocio mediante el análisis de necesidades, modelos de gestión y viabilidad económica y financiera. Al seguir esta guía de pasos para realizar un estudio de factibilidad, podrás comprender cómo la creación de este estudio puede ayudarte a tomar una decisión de continuar o no con un proyecto.

1. Elaborar análisis preliminar

Para comenzar, debemos realizar un análisis preliminar en el cual examinemos si vale la pena en dinero y tiempo una adecuada evaluación de viabilidad. Para esto puedes realizar los siguientes pasos.

  • Determinar el por qué y lo que buscas alcanzar.
  • Debes realizar un estudio de mercado, determinar qué tan viable es esto y a qué clientes puedes atraer.
  • Y algo muy importante es determinar cuáles son los posibles riesgos que puedan acabar con la viabilidad de lo que se quiera implementar.  

Si cumples con todos estos pasos y observas que no hay ningún impedimento para llevar a cabo dicha idea podemos seguir sin problema alguno con nuestro estudio de factibilidad.

2. Trazar el alcance del proyecto y elaborar un análisis reciente 

Enfócate en definir el alcance del estudio de factibilidad que vas a realizar, por lo general, el alcance debe tener los objetivos alineados de forma clara y detallada. Te recomendamos que puedas crear un plan de acción para cada situación que se pueda presentar en tu proyecto.

Es esencial estudiar las diferentes partes del proyecto e identificar aquellas que puedan influenciar o desviar la idea inicial. La clave está en no pasar por alto ninguna situación desde el personal hasta las innovaciones tecnológicas que tenga el proyecto.

En un estudio de factibilidad es importante que tomes en cuenta lo que sucede a tu alrededor en el momento actual, de esta manera podrás hacer énfasis en la obtención de fortalezas y debilidades de tu proyecto ante un mercado cambiante.

3. Evalúa el panorama frente a la competencia 

Un estudio de factibilidad debe centrarse en investigar lo que buscan los clientes e identificar si lo que ofreces satisface sus necesidades. De esta manera, si realizas el lanzamiento de un producto nuevo al mercado debes compararlo con productos similares que tenga la competencia.

Esto significa que debes evaluar lo siguiente: ¿cuáles son los beneficios que aportas al mercado? ¿O a qué necesidades responde tu servicio? La elección de cualquier avance debe estar orientada a la comprensión de un proyecto netamente viable.

4. Conoce las condiciones del mercado

Cuando se trata de un análisis de mercado rentable, hay cuatro puntos específicos:

  • Defina su mercado objetivo. 
  • Investigue los hábitos de compra de su mercado objetivo. 
  • Explore las perspectivas de ventas y la cuota de mercado de suministro. 
  • Resuma el conocimiento del producto necesario para utilizar su producto o servicio. 

El objetivo principal de esta parte del estudio de factibilidad es comprender el pronóstico de ingresos para la implementación de la idea o actividad propuesta. Deseas tener una idea realista de los tipos de ventas que puedes esperar y el tamaño de las actividades promocionales que puedes realizar. Por ejemplo, debes determinar el tipo de marketing necesario para que los clientes potenciales comprendan y utilicen tu artículo.

5. Calcula los costos financieros

Uno de los pasos más importantes al realizar un estudio de viabilidad es calcular el costo financiero de la propuesta. Independientemente de la idea o acción que estés considerando en tu organización, los costos financieros pueden ser un factor importante para determinar tu rentabilidad.

La primera regla de cualquier negocio exitoso es tener ingresos o irás a la quiebra. Por lo tanto, cualquier acción que tome tu organización debe evaluar su impacto en los ingresos y las ganancias de la empresa. El costo financiero de una idea o actividad propuesta dependerá naturalmente de la propuesta. Pero en cualquier caso, debes considerar los siguientes puntos:

  • Recursos
  • Fuente
  • Beneficios
  • Riesgos financieros
  • Costo financiero del fracaso

6. Revisión de los datos obtenidos

Por último, debes examinar el estudio de viabilidad y analizar los resultados a lo largo del tiempo. Una regla general es dar un paso atrás y reflexionar sobre tu investigación antes de llegar a una conclusión. Después de investigar, mira a tu alrededor y piensa en las siguientes preguntas:

  • ¿Existe algún riesgo que no conozca de antemano?
  • ¿Han cambiado las condiciones del mercado?
  • ¿Ha cambiado la competencia?
  • ¿El negocio es el mismo en términos de operaciones y condiciones económicas?

Si las condiciones han cambiado, puedes revisar estos pasos en el estudio de viabilidad. Después de chequear los resultados, puedes tomar una decisión final. Un estudio de factibilidad te dará respuestas sobre si continuar con la idea o acción propuesta o abandonar la idea y buscar otra cosa.

Ejemplo de un estudio de factibilidad de un proyecto

Estudio de factibilidad en la implementación de un sistema informático

El objetivo es analizar la rentabilidad del producto, es decir, si será bien recibido por el público objetivo. Para hacer esto, necesitas conocer las opiniones de las personas. En muchos casos, las empresas crean productos con gustos y necesidades individuales en mente, pero no con los clientes potenciales que utilizarán el producto.

Ahora bien, evaluaremos con un ejemplo real la forma correcta en la que se debe realizar un estudio de factibilidad.

Estudio de factibilidad de un proyecto informático

El objetivo del presente estudio consiste en hacer un perfil de factibilidad de la solución de desarrollo de un sistema informático de apoyo al manejo del Archivo Técnico.

Factibilidad Operativa

Se deberá diseñar un sistema informático que cuente con componentes tanto de Hardware como de Software que apoyen el correcto funcionamiento de la solución. 

Hardware e Instalaciones
  • Servidor, capaz de responder de manera rápida y eficiente a muchos usuarios a la vez.
  • UPS, que apoye a la prestación de un servicio confiable y al manejo de un sistema poderoso.
  • Scanner para la captura de documentos que se encuentran actualmente en papel.
  • Computadores personales para el manejo de información hacia el sistema.
  • Impresora para la generación de reportes.
  • HW en general, tales como adaptadores, cableado, y otros a determinar durante el diseño de la solución.
Software
No hemos podido validar tu suscripción. ¡Inténtalo de nuevo!
¡Muy bien! Te has suscrito con éxito.

¡Únete a nuestra newsletter!

Sé de los primeros en recibir nuestras novedades y contenido exclusivo solo para suscriptores. Sácale ventaja al resto.

Sistema Operativo de Red, con soporte mínimo para:

  • SW de manejo de Archivo Técnico.
  • TCP/IP,IPX , herramienta de Indexación, extensiones para Acceso a Bases de Datos, manejo y administración remota, protocolos de seguridad.
  • SW de apoyo para la captura y manejo de documentos en papel.
  • Sistema operativo para equipos destinados a la operación de datos.
  • SW de red (protocolos, aplicaciones) para la conexión de computadores personales al servidor.
  • Sistema de administración y gestión de bases de datos, para el manejo de la información requerida.
  • SW de seguridad para redes.
Recursos Humanos
  • Ingeniero Civil Informático, encargado de la administración de la red de datos, supervisión del desarrollo y puesta en marcha del sistema, entre otros.
  • Técnico Eléctrico, para la auditoría y mantención de la red eléctrica.
  • Profesional Informático, encargado de la mantención y soporte de los equipos.
  • Personal capacitado para la digitalización de documentos.
  • Capacitación.
Mobiliario, Materiales y Ambientación de Oficina
  • Escritorios
  • Estantes
  • Sillas
  • Suministro eléctrico continuo y protecciones eléctricas
Servicio externo
  • Conectividad red interna de la empresa.
  • Sistema Telefónico.
  • Otros por determinar a medida que avanza el proyecto.

Factibilidad Técnica

En términos de requisitos de hardware, el mercado tiene todo el hardware y los componentes necesarios para implementar una solución cliente / servidor. Además, la empresa encuestada cuenta con las premisas necesarias para el funcionamiento del sistema de red.

Cuando se trata de requisitos de software, existen al menos dos posibilidades: por un lado, puede desarrollar un sistema que se adapte a las necesidades de su propia empresa; por otro lado, existen en el mercado productos especializados para trabajar con archivos de ingeniería, tanto de forma global como modular.

Teniendo en cuenta el factor humano y las necesidades de la oficina, el desarrollo de este proyecto es totalmente posible. Por tanto, siempre que se cumplan los requisitos mínimos especificados en el estudio de ingeniería, este sistema informático puede implantarse técnicamente.

Factibilidad Económica

El costo del sistema de TI para la fase de implementación y operación es de $89 470 USD. En ausencia de los recursos necesarios, debes buscar alternativas financieras como préstamos bancarios, préstamos familiares u otros. En consecuencia, existe viabilidad económica para este proyecto.

Palabras finales

Un estudio de factibilidad de mercado es una herramienta que proporciona consejos para tomar mejores decisiones al planificar la puesta en marcha de un nuevo negocio. La información obtenida puede determinar el éxito o el fracaso de un negocio y ayudarte a comprender si debes invertir o no.

Uno de los objetivos de realizar un estudio de factibilidad de mercado es comprender cómo está funcionando el mercado en el que opera, sus características, ventajas y desventajas. Para crear una estrategia funcional, debes evaluar factores como la competencia, los clientes, los proveedores y las barreras potenciales.

Si tienes una idea en mente y piensas llevarla a cabo, ¡ya sabes! Un estudio de factibilidad es uno de los ejercicios que no puedes dejar de realizar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here